Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies[Abre en ventana nueva].

Cerrar

Un monumento para recordar la llegada del agua, tan importante para la vida de la ciudad.

Añadir a mi guía

Palacio Longchamp

La celebración del agua.

La sequía y las enfermedades infecciosas que asolaban Marsella en el siglo XIX hicieron necesaria y urgente una compleja obra de ingeniería que condujera el agua del río Durance a la ciudad. La obra llevó más de 30 años de trabajos, 85 kilómetros de Canal, 18 acueductos y conducciones subterráneas que concluyeron con agua corriente a mediados del siglo XIX. El Palacio de Longchamp es una arquitectura conmemorativa de la llegada del agua a Marsella, inaugurada en 1869 y cuajada de esculturas y alegorías referentes a la fertilidad y la vida, con su fuente principal conocida como 'Chateau D'Eau'. En el Palacio y alrededores se instalaron el Museo de Bellas Artes, el Museo de Historia Natural, Jardín Botánico, Zoológico e incluso un Observatorio, que todavía hoy analiza los datos procedentes de telescopios internacionales y abre sus puertas al público para conocer sus investigaciones astronómicas.



Tu guía personalizada

Añade fichas para empezar a configurar tu guía

Reserva ahora tu vuelo a Marsella
Consulta precios y fechas

10 consejos para tener tu equipaje a mano

Conoce qué tipo de bultos son considerados equipaje de mano y cómo puedes modificarlos para que te acompañen en cabina durante el vuelo.

Descarga gratuita