Parada obligada en la Ruta Urbana del Vino de la ciudad.

Añadir a mi guía

Factoría Inglesa

Lo más British de la ciudad.

Una carismática construcción que da buena cuenta de la fortaleza que históricamente ha tenido la unión entre los pueblos inglés y portugués. Proyectada por el cónsul John Whitehead en estilo neopaladiano y construida entre 1785 y 1790, la Factoría Inglesa fue creada como lugar de encuentro de los comerciantes británicos que residían en Oporto, principalmente, los que comerciaban con vino, artículo que llegó a ser prácticamente un monopolio británico. La parcela donde está la factoría fue donada a perpetuidad por el gobierno luso al consulado británico y solo permaneció cerrada cuando las tropas napoleónicas invadieron Portugal en 1807. Actualmente, es un club privado donde se reúnen los promotores y exportadores británicos del mundialmente deseado vino de Oporto. Consta de cuatro pisos y la fachada de la planta baja está formada por siete arcos que dan paso a una galería porticada. El piso principal presenta altas aperturas, con balcones y frontispicios. Remata el conjunto un ático balaustrado. En su interior destacan la capilla anglicana, una gran biblioteca, una magnífica escalinata, la cocina (que conserva los accesorios y la vajilla originales), el mobiliario Chippendale y, cómo no, sus excelentes porcelanas. Hoy, es un lugar de parada obligada en la famosa Ruta Urbana del Vino de la ciudad.

Tu guía personalizada

Añade fichas para empezar a configurar tu guía

Reserva ahora tu vuelo a Oporto
Consulta precios y fechas