Impresiona el reflejo de su impresionante fachada cuando paseas por el río.

Añadir a mi guía

Custom House (Casa de Aduanas)

Un edificio con historia que nunca llegó a utilizarse.

La Casa de Aduanas o Custom House de Dublín es la triste historia del monumento que nunca llegó a servir para nada. Se trata de un imponente edificio neoclásico diseñado por el arquitecto James Gandon en 1791 con el objetivo de llevar el control arancelario de los productos que entraban por el puerto de Dublín. A pesar del elevado coste del edificio y su elaborada ornamentación -como su fachada dórica que se refleja en el río Liffey, escudos de armas, alegorías de los ríos y monumental cúpula de bronce-, el Decreto de Unión de 1800 centralizó los servicios aduaneros en Londres, por lo que el singular edificio nunca llegó a ser utilizado para lo que fue creado. Por si fuera poco, en 1921 la Casa de Aduanas fue incendiada por el ejército irlandés por considerarla símbolo de la soberanía inglesa. Y las obras de recuperación del monumento no acabaron hasta 1991, doscientos años después de que se edificara.

Tu guía personalizada

Añade fichas para empezar a configurar tu guía

Reserva ahora tu vuelo a Dublín
Consulta precios y fechas