Conocer este mirador es un imprescindible: por sus espectaculares atardeceres y por su ambiente al más puro estilo hipster.

Añadir a mi guía

Miradouro de Santa Catarina

Vistas desde el "Golden Gate portugués".

Aquellos amantes de los atardeceres tienen una cita obligatoria en este mirador con vistas al puente 25 de abril, ese Golden Gate lisboeta. Ahí pueden jugar a confundir la ciudad con San Francisco, porque este es el lugar en el que los hipsters de la ciudad se juntan para ver llegar la noche. No faltarán tampoco músicos callejeros ni alguna pareja de enamorados. Eso sí, el visitante pronto descubrirá que está en Lisboa por la cerveza nacional: la Sagres. Bien sea porque la beben en grandes botellas o en las frescas jarras que sirven los quioscos de la plazoleta. Todo ello ante la atenta mirada de Adamastor, el titán descrito por Luis Camoes en sus legendarias novelas y al que han erigido una estatua en los jardines. Por ese exiguo césped suele arremolinarse una juventud que después tomará el barrio alto. Si deseas algo más de comodidad puedes sentarte en la terraza del Noobai Café (Rua de Santa Catarina, s/n ), un clásico para degustar alguna especialidad lusa mientras sientes la brisa del atlántico.

Tu guía personalizada

Añade fichas para empezar a configurar tu guía

Reserva ahora tu vuelo a Lisboa
Consulta precios y fechas