Puente 25 de abril

De noche, iluminado, es toda una explosión de romanticismo. Estampa de película, ¡no debes perdértela!

Añadir a mi guía

Puente 25 de abril

¡De postal!

Su estampa es una de las más buscadas cuando el visitante lanza su mirada hacia el estuario del Tajo y es que esta especie de Golden Gate lisboeta adorna miles de postales y nos hace soñar con el lado más vibrante de la nostálgica ciudad. Esta grandiosa obra de ingeniería con una longitud de 2,27 kilómetros (sus mástiles se elevan 190 metros sobre el nivel del agua) fue construida en 1966 por la misma empresa que construyó el famoso puente de San Francisco. Debe su nombre a la revolución del 25 de abril de 1974 que trajo la democracia a Portugal y gracias a él se descongestionó también el tráfico del vecino puente Vasco de Gama. Si no se pasa sobre este puente en coche (entrar a Lisboa por él es toda una experiencia), al menos, hay que buscar algún mirador en la ciudad (el de San Pedro de Alcántara es perfecto) al anochecer para verlo iluminado. Un monumento que invita al romanticismo sintiendo la suave brisa del océano.

Tu guía personalizada

Añade fichas para empezar a configurar tu guía

Reserva ahora tu vuelo a Lisboa
Consulta precios y fechas