Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies[Abre en ventana nueva].

Cerrar

La sobriedad de su exterior contrasta con la belleza de sus frescos y el retablo del altar.

Añadir a mi guía

Iglesia de Santo Domingo

Sublime decoración interior

Edificada en el siglo XVII, se trata del segundo templo más importante de la ciudad, tras la catedral. Cuenta con una sola nave, a la que acompañan varias pequeñas capillas laterales; especialmente llamativa resulta la del Santo Cristo del Cementerio, muy peculiar. La iglesia se caracteriza por la absoluta sencillez de su fachada, donde únicamente destacan las columnas de la entrada principal y una hornacina superior con la imagen de Santo Domingo; por ello, sin duda, lo mejor se encuentra en su interior: los impactantes frescos que decoran el techo, pintados de manera sublime por el artista mallorquín Matas en el año 1884, sólo son superados por el retablo de estilo barroco genovés que preside el altar mayor, de un intenso color dorado. Durante el siglo XVIII sufrió diversas remodelaciones debido a la explosión de un polvorín cercano, y en la actualidad alberga la parroquia de San Pedro Apóstol.



Tu guía personalizada

Añade fichas para empezar a configurar tu guía

Reserva ahora tu vuelo a Ibiza
Consulta precios y fechas

10 consejos para tener tu equipaje a mano

Conoce qué tipo de bultos son considerados equipaje de mano y cómo puedes modificarlos para que te acompañen en cabina durante el vuelo.

Descarga gratuita