Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies[Abre en ventana nueva].

Cerrar

Su entorno te conquistará: lagos perfectos para navegar en verano y para patinar en invierno.

Añadir a mi guía

Castillo di Vajdahunyad

Lápices de la suerte.

Fue construido en 1896 con motivo de la Expo Milenio pero por falta de tiempo y dinero fue realizado como si de una maqueta gigante se tratara, de madera y cartón. Gustó tanto que posteriormente se construyó en condiciones y el resultado es un castillo precioso en un entorno fascinante, rodeado de lagos. En verano puedes alquilar una barca y contemplar el exterior del castillo mientras navegas. En invierno, el lago se convierte en una pista de patinaje y la escena es digna de postal. El diseño es de Ignác Alpar, siguiendo el de un castillo similar que está ubicado en Transilvania (Rumanía). Se encuentra dentro del Parque de la Ciudad, justo detrás de la Plaza de los Héroes. En su visita al interior no dejes de buscar la estatua del “Anónimo”, la imagen de un escritor del siglo XII, autor de los primeros libros que hablan de la historia de los antiguos húngaros. Te llamará la atención el lápiz que porta en su mano, cuya punta está reluciente y es que dicen que tocarla da buena suerte, así que, por si acaso, ya sabes.



Tu guía personalizada

Añade fichas para empezar a configurar tu guía

Reserva ahora tu vuelo a Budapest
Consulta precios y fechas

10 consejos para tener tu equipaje a mano

Conoce qué tipo de bultos son considerados equipaje de mano y cómo puedes modificarlos para que te acompañen en cabina durante el vuelo.

Descarga gratuita