Situada a orillas del Danubio, en el valle de los Bosques de Viena, la capital austriaca es una de las más antiguas de Europa. Durante el siglo XIX fue la capital mundial de la música y del poderoso Imperio Austrohúngaro.

Al aterrizar tu vuelo a Viena, te encontrarás un clima oceánico continental que hace que las temperaturas no sean demasiado elevadas, ni siquiera durante los meses de verano con máximas entre los 26 y 27º y una temperatura media de 20º si bien es en esta época del año cuando las lluvias son más frecuentes. Este clima suave y templado se desploma durante los meses de invierno en los que la temperatura media suele ser de 0º y no es extraño alcanzar temperaturas que ronden los -5º.

Los vuelos de Iberia a Viena aterrizan en el Aeropuerto Internacional de Viena-Schwechat, (código IATA: VLC), está situado al sureste de Viena a 25 kilómetros del centro de ciudad.

Al aeropuerto puedes acceder por carretera a través de la A4, el recorrido dura aproximadamente 25 minutos desde el centro de la ciudad. Además del servicio de taxi, entre las opciones de transporte público, desde el aeropuerto de Viena sale dos veces por hora el S-Bahn S7 hacia Viena (con dirección a Wien Floridsdorf Bahnhof). La duración del recorrido hasta la estación Wien Mitte es de 25 minutos. El precio de un billete es de € 3,90 para adultos, € 2,40 para adultos mayores con edades a partir de los 62 años y de € 2,40 para niños con edades comprendidas entre los 6 y los 15 años. Los billetes deben ser comprados y validados antes de subirse, las multas por viajar sin un billete válido son altas. Si quieres ir desde el aeropuerto a la estación central Wien Hauptbahnhof, puedes tomar el tren cada media hora, el precio de este billete es el mismo que el del S-Bahn. La duración del recorrido con el Railjet es de 15 minutos.

.

La cocina vienesa, refleja la fusión cultural, con claras aportaciones de la cocina italiana, húngara y turca, entre otras. Uno de sus platos más tradicionales es el Wiener Schnitzel, que consiste en un escalope empanado que habitualmente se acompaña con ensalada de patatas. Son espléndidas las recetas preparadas a base de venado, jabalí o corzo, que generalmente se acompañan con una deliciosa salsa de frutos rojos. Una de las mejores maneras de disfrutar de la gastronomía vienesa es acudir a los tradicionales Heurigen, locales rústicos emplazados en medio de los bosques -especialmente en temporada estival- donde se pueden degustar especialidades típicas acompañadas de un buen vaso de vino de cosecha joven, mientras se escucha música vienesa en vivo. Tomando tu vuelo a Viena, podrás disfrutar de su fantástica pastelería, el Pastel de Manzanas (Apfelstrudel), el Kaiserschmarrn y, por supuesto, la magnífica Sachertorte, tarta hecha a base de chocolate negro con confitura de albaricoque, cuya fama se ha extendido justamente por todo el mundo.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies[Abre en ventana nueva].

Cerrar
<span>Vuelos baratos </span>de San José de Costa Rica a Viena (VIE) desde  479,936 CRC Vuelos baratos de San José de Costa Rica a Viena (VIE) desde 479,936 CRC de San José de Costa Rica a Viena San José de Costa Rica-Viena, Austria

Vuelos baratos San José de Costa Rica - Viena

desde479,936 CRC

Buscar vuelo

Cerrar
Selecciona la fecha de salida: San José de Costa Rica - Viena

Precios mostrados en: CRC (Colón (Costa Rica))

L M X J V S D
Cerrar
Selecciona la fecha de salida: Viena - San José de Costa Rica

Precios mostrados en: CRC (Colón (Costa Rica))

L M X J V S D
Adulto
Niño
NiñoDesde los 2 años hasta los 12 años sin cumplir
Bebé
BebéHasta los 2 años sin cumplir

Familia numerosa

Selecciona esta opción si tienes derecho a la subvención de familia numerosa. Recuerda que debes presentar la documentación acreditativa.

Viena

Situada a orillas del Danubio, en el valle de los Bosques de Viena, la capital austriaca es una de las más antiguas de Europa. Durante el siglo XIX fue la capital mundial de la música y del poderoso Imperio Austrohúngaro.

Al aterrizar tu vuelo a Viena, te encontrarás un clima oceánico continental que hace que las temperaturas no sean demasiado elevadas, ni siquiera durante los meses de verano con máximas entre los 26 y 27º y una temperatura media de 20º si bien es en esta época del año cuando las lluvias son más frecuentes. Este clima suave y templado se desploma durante los meses de invierno en los que la temperatura media suele ser de 0º y no es extraño alcanzar temperaturas que ronden los -5º.

Los vuelos de Iberia a Viena aterrizan en el Aeropuerto Internacional de Viena-Schwechat, (código IATA: VLC), está situado al sureste de Viena a 25 kilómetros del centro de ciudad.

Al aeropuerto puedes acceder por carretera a través de la A4, el recorrido dura aproximadamente 25 minutos desde el centro de la ciudad. Además del servicio de taxi, entre las opciones de transporte público, desde el aeropuerto de Viena sale dos veces por hora el S-Bahn S7 hacia Viena (con dirección a Wien Floridsdorf Bahnhof). La duración del recorrido hasta la estación Wien Mitte es de 25 minutos. El precio de un billete es de € 3,90 para adultos, € 2,40 para adultos mayores con edades a partir de los 62 años y de € 2,40 para niños con edades comprendidas entre los 6 y los 15 años. Los billetes deben ser comprados y validados antes de subirse, las multas por viajar sin un billete válido son altas. Si quieres ir desde el aeropuerto a la estación central Wien Hauptbahnhof, puedes tomar el tren cada media hora, el precio de este billete es el mismo que el del S-Bahn. La duración del recorrido con el Railjet es de 15 minutos.

.

La cocina vienesa, refleja la fusión cultural, con claras aportaciones de la cocina italiana, húngara y turca, entre otras. Uno de sus platos más tradicionales es el Wiener Schnitzel, que consiste en un escalope empanado que habitualmente se acompaña con ensalada de patatas. Son espléndidas las recetas preparadas a base de venado, jabalí o corzo, que generalmente se acompañan con una deliciosa salsa de frutos rojos. Una de las mejores maneras de disfrutar de la gastronomía vienesa es acudir a los tradicionales Heurigen, locales rústicos emplazados en medio de los bosques -especialmente en temporada estival- donde se pueden degustar especialidades típicas acompañadas de un buen vaso de vino de cosecha joven, mientras se escucha música vienesa en vivo. Tomando tu vuelo a Viena, podrás disfrutar de su fantástica pastelería, el Pastel de Manzanas (Apfelstrudel), el Kaiserschmarrn y, por supuesto, la magnífica Sachertorte, tarta hecha a base de chocolate negro con confitura de albaricoque, cuya fama se ha extendido justamente por todo el mundo.

Situada a orillas del Danubio, en el valle de los Bosques de Viena, la capital austriaca es una de las más antiguas de Europa. Durante el siglo XIX fue la capital mundial de la música y del poderoso Imperio Austrohúngaro. A principios del XX se convirtió en la meca de la filosofía y el debate político de Occidente, así como uno de los principales centros culturales del mundo. Si coges uno de nuestros vuelos baratos a Viena, descubrirás una imponente ciudad cuyo legado artístico e intelectual resulta imprescindible para comprender la historia europea y mundial de los dos últimos siglos.

La cuna de Schubert, Freud o Wittgenstein, cuenta con un centro histórico declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. En él se dan cita edificios y monumentos pertenecientes a tres períodos claves del desarrollo político y cultural de Europa: la Edad Media, el barroco y el Gründerzeit. Palacios como el Schönbrunn, el Hofburg y el Belvedere dan fe del antiguo esplendor de la ciudad. La Ringstrasse, avenida circular que rodea el centro de Viena, alberga gran parte de sus edificios más significativos. La Ópera de Viena, el Parlamento de Austria, la majestuosa Iglesia Votiva (cumbre del neogótico), o el Museo de Historia del Arte (con obras de Velázquez, Tiziano, Canaletto, Rubens, Rafael o Rembrandt, reunidas por la familia Habsburgo), son algunos de sus atractivos principales.

Tras el periplo monumental nada mejor que darte una vuelta por el Hundertwasserhaus, un colorido y fantasioso complejo residencial de los años 80 con clara influencia del arquitecto modernista español Gaudí. Si te apetece soltar al niño que llevas dentro entonces no te pierdas el Prater, el parque de atracciones más antiguo del mundo cuya noria, de 60 metros de altura, es uno de los símbolos de la ciudad. Para reponer fuerzas después de tanto ajetreo lo tienes fácil: unas salchichas vienesas, seguidas de una tarta de chocolate Sacher y un delicioso café con nata montada son el broche perfecto de una intensa jornada de turismo.

Consulta la oferta de vuelos Costa Rica y reserva tu billete de avión online. Iberia te garantiza los mejores precios de última hora para nuestra oferta de vuelos baratos Costa Rica.

Los precios mostrados corresponden a búsquedas de vuelos Costa Rica realizadas recientemente por clientes.Pueden cambiar según la disponibilidad de plazas, posibles variaciones de tarifas, tasas y otros suplementos en el momento de realizar la consulta. Los precios por trayecto son aplicables comprando billetes de ida y vuelta.

Mejor oferta encontrada


San José de Costa Rica - Viena

Del 17 de Enero al 14 de Febrero

PRECIO TOTAL Incluye tasas, gastos de gestión y cargos del operador

Comparte este viaje con tus amigos